estamos vivos y con eso es suficiente

A veces descubres que cualquiera puede ser tu casa. Que las personas se hacen importantes y no te das ni cuenta. Entiendes que tiene que pasar el tiempo para que algo se forme y se consolide y ese algo somos tú y yo. Es nuestra amistad. Algo que me hace sentirme como si tuviera fuerzas para derrumbarlo todo, como si supiese que vas a estar esperándome, o al menos, a uno de mis dos lados, si tengo un mal día. Todo eso es lo que es capaz de darte un amigo. Un amigo no está para llorar ni para reír, un amigo está para sacarte de tu habitación e invitarte a una cerveza cuando ya no puedes más, un amigo sirve para perder y encontrar la razón y la cabeza y es difícil encontrar a alguien así. Por eso cuando crees que ya las tienes, que ya están ahí, no deberías dejarlas escapar, nunca. Por muy complicado que parezca. Esa sensación de saber que no te juzgarán, que no te van a malinterpretar, que no tienes que explicarte para que las cosas hagan menos daño. Esa sensación de saber que si haces las cosas bien, te lo dirán y sino, también. Hay personas que se pasan la vida empezando amistades, conociendo personas. Pero yo, sinceramente, me quedo con las personas que forman mi pequeño refugio, mi casa. A donde vuelvo cuando me derrotan, a donde vuelvo cuando ya no sé quien soy. Parece increíble pero no podría haber elegido un lugar mejor para vivir.

Laura Lozano

Anuncios

Un pensamiento en “estamos vivos y con eso es suficiente

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s